Se llama ¬ęla Divina¬Ľ, como si fuese el punto de llegada de un programa simb√≥lico cuya √ļltima etapa fue realizada por el fara√≥n Mikerinos, en egipcio ¬ęMen-kau-Ra¬Ľ, que significa ¬ęel poder de la luz divina es estable¬Ľ.

Altura de la pirámide de Micerinos

Con sus 65 m de altura, la pir√°mide de Micerino es mucho menos elevada que sus dos hermanas de la planicie de Gizeh, pero es la que tiene los mayores bloques, y puede comprobarse a√ļn que su templo alto ten√≠a tambi√©n gigantescas piedras. Un texto nos dice que el fara√≥n sol√≠a ir a inspeccionar las obras para verificarlas, insistiendo ante el maestro de obras en que se respetaran los plazos previstos. El arquitecto encabezaba un equipo que comprend√≠a cincuenta hombres y dos artesanos de √©lite.

Nitocris

Afirma la leyenda que una reina, Nitokris, que vivi√≥ efectivamente a finales del Imperio Antiguo, concluy√≥ el edificio. Al parecer se hizo enterrar en la pir√°mide, en el interior de un sarc√≥fago de basalto azul. La hermosa de rosadas mejillas, Rhodopis, se ba√Īaba en el Nilo cuando un halc√≥n descendi√≥ desde lo alto del cielo para arrebatarle una de las sandalias, dej√°ndola caer sobre las rodillas del rey. Encantado al imaginar el hermoso pie que deb√≠a de albergar semejante sandalia, mand√≥ buscar a su propietaria. Se cas√≥ con ella y se convirti√≥ as√≠ en reina de Egipto. El lector habr√° reconocido f√°cilmente el original egipcio del cuento de la Cenicienta. Eternamente joven y siempre hermosa, aparece a veces muy cerca de la pir√°mide, a mediod√≠a y cuando se pone el sol. Pero no debemos dejarnos seducir y enamorarnos de ella, pues arrastra a sus enamorados hasta el otro mundo.

La poderosa pirámide de Micerino ha conservado parte de su revestimiento calcáreo que en el siglo XIV seguía intacto. El tercio inferior del monumento estaba revestido de bloques de granito cuyos importantes restos pueden verse en las caras norte y este. Al sur se erigieron tres pirámides cuya función sigue siendo enigmática y que merecerían un estudio a fondo. Junto a una de ellas se descubrió recientemente una estatua que representa a Ramsés II y a su ka. El interior de la pirámide de Mikerinos ofrece numerosas sorpresas. La entrada, como es norma en aquella época, se encuentra en la cara norte, cerca de 4 m por encima del suelo.

Interior de la pir√°mide de Micerino

Nos introducimos por un corredor que desciende hacia las entra√Īas de la tierra. El corredor se vuelve horizontal y se encuentran unas gradas de ranito que, una vez superadas, desembocan en una gran c√°mara funeraria (de unos 4 m de altura, 10,57 m por 3,85). Todo permite pensar que estamos en la c√°mara de resurrecci√≥n; sin embargo, all√≠ se inicia un corredor que asciende hacia un callej√≥n sin salida. Al oeste de la estancia se hab√≠a excavado una hornacina que conten√≠a un sarc√≥fago, ciertamente no el de Mikerinos, aunque posterior a su reinado. Se trata, por tanto, de una especie de enga√Īo.

En esta pir√°mide no hay que subir sino seguir bajando para llegar a la verdadera c√°mara funeraria (n.¬ļ 5) a la cual se accede por un pasaje oblicuo que se abre en medio del ¬ęfalso sepulcro¬Ľ. Esta vez se trata, en efecto, del centro vital del monumento, una espl√©ndida c√°mara enteramente revestida de granito. All√≠ hab√≠a un sarc√≥fago de basalto decorado como ¬ęfachada de palacio¬Ľ, al igual que el recinto de la pir√°mide de Zoser en Saqqara: lamentablemente, esta obra maestra desapareci√≥ en el naufragio de la embarcaci√≥n que la trasladaba a Europa. El santuario se completa con una √ļltima estancia a la que se accede por una escalera de siete pelda√Īos, en el paso entre las dos c√°maras funerarias. En las paredes norte y este se han excavado seis hornacinas.

También te puede interesar de Egipto :

El Kab

El KabContenido1 El Kab1.1 Luxor1.2 Ahmosis1.3 XVIII dinastía Luxor A 80 km al sur de Luxor, en la orilla este

Leer M√°s

Abidos

AbidosContenido1 Abidos1.1 Osiris1.2 Isis1.2.1 Personalidades en Abidos1.3 El cementerio real de Abidos1.3.1 Arquitectura de Abidos1.3.2 Tumbas de la élite de

Leer M√°s

Amenemhat I

Sehetepibra Amenemhat I (el Ammenemes de Manetón, c. 1985-1956 a.C.) era hijo de un hombre llamado Senusret y de una

Leer M√°s